Consejos para conductores de camiones y autobuses

Los camiones y autobuses grandes enfrentan desafíos de seguridad únicos. Los siguientes consejos pueden ayudar a los conductores de camiones y autobuses a elaborar un plan de seguridad vial.

1) Revisa tus puntos ciegos

Revise los espejos cada 8 a 10 segundos para estar al tanto de los vehículos que ingresan a sus puntos ciegos. Además, mire hacia adelante en la carretera unos 15 segundos (lo que equivale a un cuarto de milla en las carreteras interestatales o una o dos cuadras en las ciudades) en busca de problemas de tráfico, zonas de trabajo y otros peligros.

2) Sea consciente de las largas distancias de frenado

Los camiones y autobuses grandes necesitan la longitud de hasta dos campos de fútbol para detenerse de manera segura. Conducir demasiado rápido para las condiciones climáticas o de la carretera o no reducir la velocidad en las curvas o rampas crea riesgos de vuelcos, así como de choques. Tenga en cuenta las largas distancias de frenado y haga giros amplios con cuidado.

3) Haga giros amplios con cuidado

Los camiones y autobuses necesitan espacio y tiempo extra para hacer giros amplios y cuidadosos. Gire con cuidado y señalice apropiadamente.

4) Siempre abróchese el cinturón

Los accidentes fatales están aumentando, y no usar el cinturón de seguridad es un factor clave que contribuye. Use su cinturón de seguridad cada vez que conduzca o viaje. Los cinturones de seguridad pueden salvar vidas, reducir las lesiones y permitir que los conductores permanezcan adentro y controlen sus vehículos en caso de un choque.

5) Conduzca a una velocidad segura

El gran tamaño y peso de los camiones y autobuses aumentan los desafíos de conducción, incluida la aceleración, el frenado y la maniobrabilidad. Los vehículos grandes aceleran más lentamente cuesta arriba y pueden ganar velocidad rápidamente cuesta abajo. Conduzca a una velocidad segura, sea consciente de su entorno y nunca conduzca por encima del límite de velocidad.

6) Manténgase enfocado y evite conducir distraído

Descanse lo suficiente; no conduzca cuando se sienta fatigado, enfermo o esté usando medicamentos (incluidos los de venta libre) que le provoquen somnolencia o mareos.

Enviar mensajes de texto es una de las peores distracciones al volante. Es ilegal que un conductor de CMV envíe mensajes de texto mientras conduce, y los teléfonos móviles deben ser de manos libres y marcar con no más de un botón. Comer, beber, interactuar con un dispositivo de navegación, leer mapas o cualquier otra actividad que distraiga la atención de la carretera también puede distraer. Si debe asistir a una actividad que no sea conducir, salir de la carretera o detenerse, no vale la pena correr el riesgo.

7) Usa siempre tu señal

Señale y frene temprano para que otros conductores tengan suficiente tiempo para darse cuenta de su intención. Si debe salirse de la carretera, use luces intermitentes, triángulos reflectantes y/o bengalas para alertar a los conductores que se aproximan.

8) Mantenga su vehículo

Asegúrese de que las inspecciones de seguridad previas al viaje estén completas antes de salir a la carretera, especialmente para neumáticos y frenos. Verifique que su carga esté bien balanceada y segura, ya que una carga que se mueve puede causar un vuelco o pérdida de control. Los materiales sueltos pueden crear peligros en la carretera.

9) Planifica tu viaje con anticipación

Manténgase actualizado sobre el clima y las condiciones de la carretera, los desvíos y las rutas montañosas para planificar el tiempo de conducción adecuado. Tenga en cuenta que es posible que los sistemas y aplicaciones de navegación no comerciales no brinden advertencias sobre limitaciones de altura y peso y otras restricciones CMV.

10) Practique la seguridad en la zona de trabajo

Las zonas de trabajo presentan muchos peligros, como cambios de carril, paradas repentinas, superficies de carreteras irregulares, trabajadores y equipos en movimiento, y más. Desafortunadamente, los accidentes fatales en zonas de trabajo continúan aumentando, por lo que es fundamental tomar en serio la seguridad en las zonas de trabajo:

Disminuya la velocidad, mantenga un espacio extra para seguirlo y esté preparado para detenerse.
Obedezca todos los letreros y señales de la zona de trabajo.
Mire hacia adelante para detectar cambios en los patrones de tráfico y esté atento a los vehículos que ingresan a sus puntos ciegos.
Esté atento a los trabajadores de la carretera y los equipos de bandera.